0
Reforma

Plato de ducha Acrílico

By 7 abril, 2018 No Comments

Características del plato de ducha acrílico

Rigidez

Bien es cierto que en los inicios de los platos de ducha acrílicos, su rigidez era mucho menor y, por tanto, podía llegar a suponer un problema. Hoy en día, con las técnicas, materiales y acabados que poseemos, los platos de ducha acrílicos presentan una rigidez impresionante, y pueden ser una buena elección para cambiar la bañera por ducha
Por supuesto, fabricante e instalador son dos piezas cruciales para asegurarnos de que nuestro plato de ducha cumple todos los requisitos de rigidez, tanto por composición propia, como por profesionalidad a la hora de instalarlo.

Hechos a la Medida

Los platos de ducha acrílicos difícilmente podremos encontrarlos a medida, la capacidad de elección de formas y texturas ayuda mucho a solventar el inconveniente.
Hoy en día existen una gran cantidad de modelos distintos que se adaptan a cada tipo baño, vivienda y persona.

Calidez

Un gran factor a tener en cuenta es el olvidarnos de la desagradable sensación de poner un pie en la ducha y descubrirla helada. Eso se acabó con los platos de ducha acrílicos, ya que su tacto es cálido y agradable, perfecto para cualquier estación anual.
Del mismo modo, el poder escoger diferentes texturas hará que no solo el tacto cálido resulte atractivo, sino también la simple experiencia de estar de pie sobre ella. Por esto y mucho más, son uno de los modelos más demandados en la actualidad.

Superficie Antideslizante

La seguridad es un factor muy importante a la hora de escoger un plato de ducha. Por ello, el que posea una superficie antideslizante lo convierte en válido para todo tipo de personas. Desde los más mayores hasta los más pequeños, dejaremos de preocuparnos de tener algo a mano para sujetarnos una vez nos escurramos.

Facilidad de Instalación

Los platos de ducha acrílicos son fáciles de instalar y no requieren de costosas obras como a las que nos tienen acostumbrados los baños. Podremos elegir la que mejor nos convenza basándonos en el espacio y las propias capacidades del cuarto de baño en el que se instalará.
Los platos de ducha acrílicos no son porosos, con lo que podremos contar con que no se ensuciará con tanta facilidad. Para limpiarlos, bastará con agua y esponja.

Impermeabilidad Total

Una instalación profesional y un producto profesional, traerán como consecuencia la máxima fijación del plato de ducha acrílico. Con ello, podremos estar seguros casi al cien por cien de que no tendremos fugas en el cuarto de baño, algo que realmente es de agradecer.
Si el plato de ducha queda mal fijado (por ejemplo, el desagüe), tendremos problemas de humedades de aquellas que hemos tenido toda la vida. Bastará con recolocar el plato de nuevo, siempre en manos de un profesional.
Además, existe en el mercado una serie de productos químicos que pueden ayudar a mejorar considerablemente la impermeabilidad de nuestro plato de ducha. Busca siempre todas las opciones, no te quedes con lo básico.

Seguridad y Acceso

Los platos de ducha acrílica pueden colocarse a muy poca distancia de la superficie. Teniendo en cuenta las condiciones de cada cuarto de baño (no todos lo permiten), esta cualidad puede resultar muy atractiva para garantizar un acceso realmente cómodo.
Para personas con movilidad reducida o incluso para los más pequeños, ayudará enormemente a que puedan disfrutar de la ducha por sí mismos.
Recuerda también que cuanto mayor sea el riesgo de humedades, mayor debe ser la altura a la que instalemos el plato.

Limpieza y Mantenimiento Básico

Los platos de ducha acrílicos, como hemos comentado anteriormente, no son porosos. Esto significa que la suciedad no puede adentrarse en su superficie y hace que se mantengan mucho más tiempo limpios.
Del mismo modo, su limpieza está garantizada sin necesidad de utilizar productos abrasivos: bastará con agua, esponja y un poco de tiempo para dejarlo como nuevo. Olvídate de productos impronunciables y acostúmbrate al cambio, te encantará tu nuevo baño.

Relación Calidad/Precio

El enorme abanico de posibilidades de personalización, la facilidad de limpieza y el cálido tacto a la piel, su superficie antideslizante y su fácil instalación son unas cuantas razones por las que los platos de ducha acrílicos son tan usados hoy en día.
Podremos encontrar platos a partir de los 100 euros, aunque de estar dispuestos a arañar un poco más el bolsillo, tenemos muchos otros modelos por encima.

Estética en su Baño

Gracias al gran abanico de formas, tamaños y texturas, los platos de ducha acrílicos son excelentes a la hora de ajustarse a la estética de un cuarto de baño concreto. Tendremos a nuestro alcance la capacidad de decidir qué estilo nos convence más para integrar la pieza a nuestra casa: elegante y práctico, colorido y alegre, minimalista, vanguardista…
Y como la estética es algo muy personal y para gustos hay colores, no tendremos que conformarnos más con un diseño estándar, pudiendo marcar la diferencia con una pieza escogida al milímetro.
Bueno, bonito y barato, ¿alguien da más?

Leave a Reply