0
CasaReforma

¿Qué debes tener en cuenta si vas a reformar tu casa?

By 19 diciembre, 2018 No Comments

Además de calcular el presupuesto para la reforma de tu casa, hay otros aspectos que pueden influir en las obras de casa. Por eso, es recomendable ponerse en manos de profesionales que nos asesoren sobre los materiales que necesitas, pero antes de que empieces a planificar los cambios en tu hogar hay varios consejos a tener en cuenta antes de reformar tu casa:

  • Cuando hablamos de ponernos en contacto con profesionales, a menudo pensamos en contratistas o albañiles, pero además es bueno contar con asesores legales que te informen de los permisos que tendrás que solicitar para reformar tu casa.
  • Antes de empezar a imaginar cómo vamos a transformar la casa en una vivienda de ensueño, hay que poner los pies sobre la tierra. Por ejemplo, si estamos pensando en tirar paredes o cambiar radicalmente la disposición de las habitaciones, primero tendrás que informarte por si estás pensando en eliminar un muro de carga o el proyecto que quieres hacer no es viable. Además, antes de empezar los cambios tendrás que asegurarte de cerrar unos gastos acordes con tu presupuesto.
  • Cuando pensamos en reformar una casa, a menudo nos ponemos en el lugar de un espacio en el que ya vivimos, pero ¿qué pasa con las casas viejas que compramos para remodelar? Sin duda alguna, en estos casos la prioridad es descartar cualquier problema en la infraestructura o el sistema de tuberías. Una vez que hayas arreglado cualquier daño para acondicionar la casa, podrás destinar el resto del dinero de la obra a dejarla tal y como quieres.
  • Puestos a invertir en la reforma de tu casa, no tacañees en materiales de calidad. Ya habrá otras oportunidades para recortar el presupuesto, pero como quieres que duren los cambios, lo mejor es que parte de tus gastos se destinen a que los materiales para la reforma te garanticen que los cambios salgan bien.
  • Como ya hemos comentado, si lo único que te preocupa es hacer cambios en el diseño de interiores de tu casa, pequeñas remodelaciones pueden ayudar a conseguir una diferencia radical en la estética de las habitaciones. Por ejemplo, optar por un papel pintado que cambie radicalmente la habitación, dar un toque ecológico con plantas a tu casa, cambiar la disposición de los muebles para dar un aspecto más abierto a tu casa o apostar por un cambio de pintura (este año puedes apostar por la combinación de negros y dorados) puede ser una manera de remodelar tu casa.
  • Recuerda que parte del dinero de la obra se irá en sobrecostes que no hay que perder de vista, como los gastos en limpieza, en solicitudes de permisos, mudanzas, compra de muebles nuevos, etc.
  • Además calcular un presupuesto realista, tienes que asumir que una reforma del hogar lleva tiempo, así que es importante que analices cuánto tiempo durará la puesta en marcha de los cambios antes de empezar el proyecto de remodelación-

Cuando tengas claro qué camino vas a tomar para reformar tu casa, solo te queda empezar a buscar ayuda para hacer los cambios, siempre ajustándote al presupuesto que tengas pensado. Ten presente que no hace falta tirar paredes o hacer grandes modificaciones en la estructura y la disposición para conseguir un nuevo ambiente, y que hasta los cambios más pequeños pueden suponer una diferencia enorme en el aspecto de tu casa.

Recuerda que cada tendencia se ajusta mejor a un tipo de hogar: no será lo mismo decorar un espacio pequeño en el que busquemos crear sensación de espacio, que poder jugar con una habitación amplia y desnuda. Eso sí, además de la lógica entra en juego tu propia imaginación. Si vas a reformar tu casa: ¡no te cortes a la hora de dejarla como siempre la habías querido!

 

Cómo  cambiar el diseño de tu baño sin hacer obras en casa

No hace falta una gran reforma para cambiar radicalmente el aspecto de tu baño. Desde las cortinas a la elección de los muebles o el espejo, repasamos cómo puedes dar un toque diferente a este espacio sin necesidad de hacer obras.

Se acabaron los baños blancos de estética aséptica y baldosas crudas, el año que viene hay que apostar por dar un giro radical a esta parte de la casa, que no para de ganar importancia en las tendencias de diseño de interiores. Eso sí, hay muchas formas de cambiar el aspecto de nuestra casa sin pasar por largas reformas ni obras en casa. Muchas veces creemos que para lograr un cambio en nuestro cuarto de baño hay que cambiar la bañera, renovar los azulejos y empezar a picar para empezar de cero. No te equivoques, hay muchas posibilidades para convertir un baño aburrido en una habitación bien decorada sin hacer obras en casa.

Da un toque de color a las juntas de los azulejos

¿Estás cansado ya de los clásicos azulejos de un solo color de tu baño? Pues no se hable más, sin tener que cambiarlos puedes conseguir un toque totalmente diferente si pintas las juntas entre baldosa y baldosa. Con solo un color puedes cambiar el ambiente de la habitación, combinar las paredes con otros elementos, crear un juego visual único o pintar dentro de los propios azulejos para que parezca que cada azulejo tiene un tamaño diferente.

La ventaja de todo es que no hay por qué tener miedo a arriesgar con los colores: cuando te canses, solo tienes que volver a pintar y recuperarás el aspecto original de tu baño.

Que el espejo tome protagonismo

Uno de los objetos que no falta en cualquier cuarto de baño es el espejo, así que, ¿por qué no darle la importancia que se merece? Este año verás en las revistas muchos espejos circulares, lo que te da la oportunidad de optar por uno grande que domine como elemento central de la habitación o por colocar varios pequeños para conseguir un juego de espejos.

Otra forma de aprovechar los espejos es utilizarlos como objetos que rompan con la monotonía de la estancia: por ejemplo, poniéndole un marco de madera o apostando por un estilo vintage. Asegúrate, además, de que está correctamente iluminado.

La madera también llega al baño

El cuarto de baño se asocia tradicionalmente a ambientes neutros, pero la clave para darle la vuelta a este concepto está precisamente en romper con esa estética. Por eso, algo tan sencillo como incorporar toques asociados a otras habitaciones (por ejemplo, muebles de madera) puede darle un toque rompedor.

El año que viene la madera en su aspecto más natural y elegante predominará en los diseños, así que, ¿por qué no tenerla también en el baño? Y no hablamos solo de un cuerpo de lavabo o una cómoda, también de adornos para dejar las toallas o marcos de espejos.

Otra opción es incorporar madera a la pared del baño, lo que puede contribuir a crear sensación de amplitud. Eso sí, asegúrate de que el mobiliario está protegido por un chapado y preparado para resistir a la humedad del cuarto.

Rompe una estética sosa con un color diferente

Adiós a los lavabos y duchas monocromáticas: los colores estridentes los baños. Eso sí, siempre con cuidado. Con que un solo mueble o elemento rompa el tono uniforme del cuarto bastará para que la habitación cambie de ambiente.

Otra opción es apostarlo todo a una sola pared, que con papel pintado o con un toque de pintura, contraste con los blancos y los colores pastel que normalmente predominan en los cuartos de baño. Eso sí, si te decides por el papel pintado, recuerda que para protegerlo de la humedad, tendrás que elegir uno con acabado vinílico.

Aprovecha la cortina del baño

Por ejemplo, eligiendo un mismo color para la cortina, la ropa de baño y la alfombra. Puedes convertirla en un elemento disruptivo, con un color llamativo que contraste con el tono general de la sala. Otra opción es apostar por diseños con rayas horizontales, siempre de moda, o por dibujos geométricos y estampados, siempre que estén bien integrados con el resto del diseño.

Lámparas grandes, también en el baño

En el cuarto de baño nos maquillamos, afeitamos y arreglamos, así que estaremos de acuerdo en que necesitamos una iluminación acorde. Puestos a conseguirla, por qué no incorporar como elemento diferenciador por una lámpara grande.

No descuides los adornos

Como también querrás que tu baño sea práctico, tendrás tus cosméticos a mano, pero puedes ayudarte de cestas de mimbre o bandejas para que todo lo que esté a la vista esté bien presentado.

Además, hay otros elementos decorativos clásicos: las toallas, que pueden jugar con su diseño y presentación, velas y la alfombrilla, que puede sustituirse por una alfombra si queremos ser más originales.

No tengas miedo de decorar el baño con objetos que normalmente asociarías a otras habitaciones de la casa: cuadros, fotografías de viajes o plantas también pueden hacerse un hueco en el baño. Si nos detenemos en las últimas, integrar elementos naturales puede ser una jugada interesante, sobre todo si lo combinas con adornos o muebles de madera.

Incorpora detalles en dorado y en cobre

Puestos a dar un toque diferente al baño, lo mejor es apostar por los colores de la temporada con acabados dorados en los grifos lámparas o marcos, cualquier elementos.  La ventaja de los tonos cobrizos y dorados es que pueden dotar de intensidad al cuarto aunque se apliquen en pequeñas dosis y, de hecho, no es recomendable abusar de ellos.

Si acabas de reformar tu baño y crees que todavía necesita algún arreglo, cualquiera de estos consejos puede ayudarte a dar con el toque final. Cada baño es un mundo, y cada habitación tiene unas necesidades diferentes. Al final, la prioridad debería estar en saber aprovechar el espacio, conseguir una buena sensación de amplitud y dar a cada elemento la importancia que se merece. Por supuesto, la clave para conseguir un buen diseño está en escoger algunas de las claves que te ofrecemos y dar un toque diferente a tu cuarto de baño.

Leave a Reply